Febrero 26 de 2018

Muchas organizaciones toman la decisión de contratar a alguien por la experiencia que haya tenido en grandes compañías, sin saber con exactitud si será apto o no para el trabajo. Si bien es cierto que el recorrido laboral es importante, en ocasiones ‘las apariencias engañan’.

Por eso nació la contratación a ciegas, un método que permite conocer al aspirante y poner a prueba sus capacidades para desempeñarse en la organización. “Es un nuevo modelo de selección que oculta las variables tradicionales (nombre, género, universidad, entre otros) de los procesos de selección, para tener un escenario neutro donde se puedan medir otra clase de competencias, sin tener estereotipos que influyan negativa o positivamente dentro de este proceso”, explica Daniel Parra, Permanent Placement Manager de Adecco.

Según la Fundación Adecco, para adoptar esta metodología RR.HH. debe publicar una oferta de trabajo en la que los candidatos, en lugar de entregar su hoja de vida, realicen pruebas que saquen a flote sus competencias. Luego, se recogen los resultados y se eligen los perfiles a entrevistar.

Al implementarse este cambio en la contratación Gestión Humana debe propiciar el cambio de modelo mental de los directivos o de quienes hacen procesos de selección. “La primera resistencia que se encuentra en estos modelos de trabajo es que los directivos quieren conocer el currículum completo del candidato, por lo que es importante invitar a los líderes a que se atrevan a seleccionar desde los resultados y no desde los prototipos”, agrega Parra.

Además, el área debe hacer un trabajo riguroso en la selección, para asegurar que las pruebas que se apliquen sean las adecuadas y para profundizar en el conocimiento del candidato y en la forma en la que podría aportarle a la organización. Es decir que, más allá de la entrevista, se debe hacer un énfasis en pruebas que planteen casos hipotéticos de acuerdo con el rol del cargo.

Beneficios de la contratación a ciegas

Según Parra, esta modalidad permite que haya una “mayor oportunidad para los candidatos con potencial para convertirse en perfiles de éxito en las compañías pero que, por temas de formación o de trayectoria, no son tan reconocidos”. El beneficio no es solo para ellos sino también para el área de Recursos Humanos. Lo anterior, en cuanto a que “la organización en general innovará y diversificará sus procesos de selección, atrayendo así más talento” añade.

Adecco califica esta experiencia como exitosa. Si bien es un modelo nuevo (solo han aplicado 30 procesos de este tipo en Colombia), ninguno de los candidatos contratados a través de este método de selección ha rotado. Es más, han llegado a ocupar mandos medios y directivos.

Esta metodología es aplicable a cualquier tipo de cargo; no obstante, cada organización elige qué tipo de selección le conviene más. Quienes necesitan personas que tengan contacto permanente con clientes, pueden optar por los procesos tradicionales en los que se evalúa al colaborador por su presentación personal, por ejemplo.

La contratación a ciegas no es una camisa de fuerza sino una alternativa que cada vez toma más fuerza y que se ha convertido en una opción innovadora que puede generar resultados interesantes para la organización desde el área de Recursos Humanos.

El nuevo año trajo consigo diferentes tendencias que vale la pena tener en cuenta a la hora de gestionar el talento, conozca más sobre el tema aquí.

También le puede interesar