Marzo 14 de 2019

El mindfulness es una técnica milenaria budista para prestar atención, de manera consciente, a lo que está viviendo en su presente. Desde 1970 esta técnica se extrapoló a ámbitos como el educativo, el sicológico y, por supuesto, el organizacional.

Ayudar a recuperar el equilibrio interno concentrándose en cumplir una función a la vez, es el objetivo final del mindfulness y para lograrlo, se usan diferentes rutinas de relajación como la meditación o el yoga. Los resultados se manifiestan en una mayor capacidad de concentración, reducción de los niveles de estrés, el desarrollo de la inteligencia emocional y, por ende, un aumento de la productividad.

Fue Jon Kabat Zinn, profesor de medicina, quien por primera vez estableció lazos entre la ciencia occidental y los conocimientos budistas de la meditación para así crear la técnica de Reducción del Estrés Basada en la Atención Plena (REBAP).

También le puede interesar: ¿Sabe cómo aprovechar al máximo el potencial de los colaboradores?

 

Hoy en día, es común escuchar sobre empresas que han implementado está técnica dentro de su cultura organizacional para mejorar su productividad. Y es que, el mindfulness no solo sirve para la vida personal de los trabajadores, a corto plazo puede traer beneficios empresariales como:

 

  • Prevención y recuperación de periodos de estrés: las enfermedades causadas por estrés, como el síndrome de burnout, se ven reducidas, así como sus tiempos de recuperación. Esto trae un beneficio colateral y es la disminución de incapacidades.
  • Mejora la eficiencia: trabajar con personas que han aumentado su capacidad de concentración, los hará ser más productivos y eficaces.
  • Aumenta el trabajo en equipo: uno de los principios del mindfulness se trata de aceptar el presente sin juzgarlo, esto mejora la capacidad de escucha y por ende las relaciones laborales.

 

Para lograr estos beneficios, debe haber un compromiso por parte de la empresa y de los trabajadores, cuestión que requiere de constancia; en Colombia ya existen organizaciones dedicadas a hacer que esto suceda como Bancolombia, Constructora Colpatria o Codensa.

Si su objetivo es implementar este tipo de metodología en su empresa, una buena ruta a seguir es:

 

  • Informe a sus empleados sobre el significado y los beneficios del mindfulness, si bien este es un término que está en furor, el primer paso debería ser una capacitación.

 

    • Antes de implementar el programa, haga una evaluación sobre los niveles de estrés entre los trabajadores, así podrá, posteriormente medir los resultados.
    • Implemente el programa. La oferta de terceros que le pueden ayudar es amplia, así que nuestra recomendación es que antes de contratar el servicio, investigue muy bien sus casos de éxito. Una mala práctica del mindfulness puede hacer sentir a los trabajadores que su estado físico y sicológico está siendo subestimado.

 

  • Lleve un control claro y conciso sobre los objetivos conseguidos.  

 

Le recomendamos ver: Mindfulness, ejercicios de yoga para aumentar la productividad

 

Una vez implementada esta metodología, verá como a mediano y largo plazo se cambiarán rutinas dañinas por prácticas mucho más benéficas para todas las áreas en la empresa.

Capital Humano es un portal especializado en la Gerencia de Recursos Humanos, en el que podrá encontrar temas de actualidad, tendencias, estudios, recomendaciones y demás claves para lograr el éxito en la gestión de personas. Regístrese y permanezca actualizado.

También le puede interesar